Consejos para que tus alimentos se conserven mejor en la nevera

Compramos, compramos y colocamos todo casi sin mirar en la nevera de nuestra cocina. Es normal, las prisas y el día a día tan ajetreado que solemos llevar, no nos deja tiempo para todo. Y es que, un alimento mal conservado, puede llegar a ser un verdadero foco de bacterias y, por tanto, contaminar a otros productos haciendo que se pongan en mal estado o que se caduquen antes de lo esperado.

Queremos ayudarte a que, con solo dedicar un pequeño momento, consigas ordenar los alimentos dentro del frigorífico y conseguir que tengan algo más de vida, que se vean saludables y apetecibles durante más tiempo, como si lo acabaras de comprar.

 

Distribución de la propia nevera

Si hace poco que has comprado tu nevera, seguro que tienes a mano un manual de la misma donde detalla qué lugares están adaptados a los alimentos para que los coloques y consigas que se conserven mucho mejor.

Si tu nevera tiene ya sus años puede que no lo tengas ya a mano pero, gracias a internet y conociendo la marca y modelo de tu frigorífico, encontrarás lo que necesitas tras hacer una búsqueda.

Comprobarás que, las neveras más nuevas, suelen disponer de cajones independientes para colocar las frutas y las verduras con las temperaturas más bajas. Encima suelen colocarse la carne y el pescado y, en los superiores, se añaden los lácteos y los huevos. Y es que, éstos últimos alimentos, no necesitan de mucho frío para mantenerse bien.

Situándonos en el centro hallamos normalmente el lugar ideal para las fiambreras.

Con este orden podremos distribuir bien los alimentos evitando esa “contaminación” de la que hablábamos antes.

Envase Vacío Apilable Ibili

Envase vacío apilable de Ibili perfecto para la conservación de alimentos

Envase Vacío Apilable nevera Cuadrado Ibili

Envase vacío apilable tamaño cuadrado también de Ibili

Set 3 Bols Colors Jané

Sobre todo si tienes un bebé, estos bols de Jané te vendrán genial para añadirlos a estos consejos de conservación de alimentos

La temperatura como aspecto importante para la conservación

Está claro que, si los alimentos están en la nevera, es que necesitan frío pero, ¿cuál es el ideal? La temperatura más adecuada y global de la nevera no debería superar los 4 grados centígrados.

Otro aspecto a tener en cuenta es que no se recomienda tener la comida sin un espacio entre los distintos alimentos, tuppers o fiambreras. Y es que la comida necesita respirar, que circule el aire entre ellas. Esto hará que la temperatura sea realmente la que es y que la conservación se mantenga por más tiempo, además de una gestión mucho más eficiente de tu nevera.

El orden de los alimentos

Hemos comentado anteriormente el orden habitual de los alimentos según su categoría dentro de la nevera. Ahora bien, dentro de cada sección, ¿cuál es su orden concreto?

Los alimentos más perecederos o efímeros colocarlos delante para que, los más duraderos, normalmente envasados o con una fecha de caducidad posterior, queden detrás. Es una manera cómoda de organizarte para coger los alimentos para cocinar que se estropean antes y, al colocar de nuevo la compra, saber gestionar todo mejor por su fecha de caducidad.

 

Los eternos y salvadores tuppers

Sí, ellos también necesitan atención. Mejor recurrir a los de cierre hermético para que la conservación sea plena. Además, es recomendable apuntar la fecha en la que cocinaste la comida de su interior y cuándo lo refrigeraste. Muy útil también para la comida que vaya al congelador.

Asimismo, hay alimentos que es mejor no conservar en tuppers y, menos, en la nevera. Por ejemplo, ciertas frutas se mantienen mejor a temperatura ambiente que en la misma nevera.

Bolsa Porta Alimentos Lunch Away Ibili

Incluso teniendo en cuenta estos consejos, ordenar tu propio porta alimentos mejorará el sabor y estado de los alimentos que te lleves al trabajo, a clase…

Limpieza periódica

Y, claro, la higiene es un aspecto importante para que, además del orden, todos los alimentos no sean contaminados por la propia situación de la nevera.

Lo ideal es quitar la comida y limpiarla a fondo con agua y vinagre, retirando los restos de los alimentos y eliminando las manchas secas. Si sueles coger el ritmo de estas limpiezas periódicas te ayudará a descubrir hasta alimentos que ya han perecido, conservando la salud de tu comida y la de los tuyos.

Escribe un comentario

*Tu e-mail no será publicado. Los campos marcados con un asterisco son obligatorios.